miércoles, 21 de enero de 2009

Niño maltratado en 'Los payasos de la tele'

Este vídeo supongo que la habrá visto mucha gente, bueno, no lo supongo en Youtube ha tenido ya 200.000 visitas. Incluso hay varios grupos en Facebook para solidarizarse con su protagonista. Lo siento, yo me enteré ayer. Y como todo lo que me hace gracia lo incluyo en Puesfijate. Quien subió el vídeo a la red dejó un comentario lapidario: "En el programa mítico de Los payasos de la tele un niño engendrará fobia hacia los malabaristas". Espero sus comentarios, sé que la desmitificación de los ídolos de nuestra infancia es la actividad favorita de algunos de mis lectores. Espero también que aprovechemos la ocasión para comentar uno de los grandes prodigios que nos trajo la Navidad y que no ha sido valorado como merece: la reaparición de Fofito en una gala de fin de año. Y en la cadena que preside precisamente su primo Emilio Aragón, antes Milikito.

4 comentarios:

Manuel dijo...

Roman, aquí estoy. Perdona que estas semanas no me haya pasado por aquí, pero es que el dichoso facebook... ya sabes.

No había visto el vídeo, pero una vez más, insisto: la culpa es de los padres. Yo no dejo entrar a mis hijos en ese CIRCO ROMANO ni de coña. Preferible crearles un trauma de inicio, que tener que llevarlos después al neurocirujano... o al forense.

Fofito se reivindica. Sin ir más lejos, creo que este año fue la estrella invitada en la llegada de los Reyes Magos al estadio. En una jugada maestra, editó un disco con las mismas canciones de siempre sólo un par de meses antes de que Miliki publicara: "A mis niños de 40 años".

Haciendo memoria, sólo hay una persona en este país que me caiga peor que el tal Miliki. Si digo su nombre seguro que me baneas así que sólo menciono que los domingos por la tarde, se sienta a la diestra del presidente del Real Madrid en el palco del Bernabéu y que no es de confesión católica... y me despido con la sintonía de "El Golpe".

Anónimo dijo...

Lo mejor del víedo es la cara de sádicos que ponen los demás niños, aliviados de no haber sido elegidos por el torturador

Anónimo dijo...

Desde aquí recomiendo Espinete no existe, una obra sobre las pequeñas infamias de nuestra infancia.

Anónimo dijo...

Que video más bueno!
Me he partido de risa yo solo viendo como el malabarista agita la cabeza del chavalin sin temor de arrancarsela. Es que me muero de risa. El pobre niño... ¿Que habrá pensado?
-Este cabrón me arranca la cabeza!