domingo, 22 de julio de 2007

Importante empresa busca filólogo


Los ciberpelmas utilizan sofisticados mecanismos -supongo- para bombardear decenas de miles de correos electrónicos con sus mensajes. Emplean complicados sistemas informáticos -supongo, otra vez, porque en estoy soy un ignorante- para burlar el filtro antispam (correo no deseado) de nuestras empresas. Fabrican incluso páginas web falsas para engañar a internautas incautos y robarles las contraseñas(como en los famosos timos del phishing)...

Entonces ¿No pueden gastarse cuatro perras en pagar a un filólogo -hay muchos desempleados o subempleados- o al menos a una persona que haya terminado la EGB -no digo nada de la ESO- para que escriba correctamente sus mensajes y resulten mínimamente creíbles?

3 comentarios:

Yulendys Jorge Valerio dijo...

jajajaja, este escrito me recuerda a tu compatriota Alex Grijelmo y su defensa apasionada del idioma Español. Sin desperdicios.

Un beso.

Puesfijate dijo...

¡Me han descubierto desde el otro lado del Atlántico!

Nadie es totalmente original. Grijelmo apelaba en uno de sus libros a los filólogos para enmendar los manuales de instrucciones de los electrodomésticos.

El razonamiento era simlar: se gastan una pasta en promover el aparato y son incapaces de hacer un manual comprensible.

Yulendys Jorge Valerio dijo...

Berni, mi risa no fue por tu supuesto "plagio", sino porque el libro es una pasada. Te desternillas de la carcajada... Es para releerlo... Me encanta como el autor enfoca en la mayoría de los libros que he leído de él lo hermoso y sublime que es nuestro idioma... ¡Un besote!